3 nanocuentos...(3)




1. El súcubo picnorado.

Ella aparecía solamente cuando sentía el deseo de estar con él. Simple y sencillamente se dejaba ver, le llamaba y le decía cosas sucias a través del teléfono. Él no podía resistirse aunque lo intentara, invariablemente ella lo convencía una vez más para que se vieran nuevamente e hicieran el amor hasta el amanecer... y de pronto ella desaparecía...

Se esfumaba con la luz del día... se alejaba de su lecho, se escondía en los rincones de sus sueños hasta que él se convencía que había sido solamente un sueño erótico de la noche anterior...

Entonces comenzaba a pensar que debía dejar de ver pornografía y tratar de salir con alguien alguna vez...



2. La confesión.

...A veces me gustaría que en vez de decirme tantas veces que quieres hacer el amor, mejor me dijeras que me amas aunque fuera solamente una vez...



3.  El fantasma.

... No había pensado en esa opción, pero tal vez la forma de alejar a ese fantasma sea confrontándolo.

- No lo creo, me sigue a todas partes como si fuera mi sombra, como si no quisiera olvidarse de mi...

- Bueno, tal vez tengas que aprender a vivir con él y aceptar que está ahí...

- No lo sé, es como un recuerdo que se repite como iteración de mi pasado...

- ¿Y si le preguntas por que te sigue?

- Me dirá lo que siempre me dice, que tu no existes y que estoy esquizofrénico.

No hay comentarios: