La voz en la distancia...

Hoy escuché tu voz en la distancia,
Esperé escuchar aquel murmullo y sensualidad de tu voz,
Esa extraña sensación de un vacio en el estómago,
de silencio apabullante por el nervio de llamarte.

Esperaba ese suspiro indiscreto y nervioso,
esa ansia de las palabras que se apelmazaban por decirte las cosas,
el deseo de sentirte a través del teléfono,
y la risa genuina a la menor provocación de mi voz.

Quería sentir esa emoción de tu voz, de ese hola prolongado,
detenido en el tiempo, secreto y emotivo, ese suspiro solo mío.
Imaginar tu silueta, tu imagen sosteniendo el teléfono,
y con ese brillo de los ojos irradiando la ilusión del destino.

Pero solo escuché palabras colmadas de monotonía,
rodeadas de cotidianeidad como una lista del super recitada.
Los suspiros dieron paso a pequeños reproches,
Silencios y rituales de palabras y adioses...

"Tengo que ir por los niños a la escuela",
"¿compraste lo que te pedí?... hay que pagar el agua",
"¿a que hora llegas?, no viajarás mañana ¿verdad?"
Y yo a veces solamente ansío nuevamente escuchar tu voz en la distancia...

1 comentario:

Anónimo dijo...

uf! que fuerte!! Me niego a la vida adulta!!! me encanto!!!